Estanterías industriales a buen precio

¿Haces buen uso de tus estanterías usadas?

¿Tienes excedentes de estanterías que ocupan un espacio valioso? ¿Estás trasladando tu almacén o reemplazando el sistema existente? ¿Qué hacer con las antiguas estanterías metálicas? ¿A quién vender esas estanterías usadas?

Estas y otras preguntas son  muy comunes, sobre todo cuando te estas mudando a un lugar diferente y no las necesitas, o ya no se ajustan a tus necesidades.

Pero, y si te digo que Estanterías de ocasión tiene una solución para eso. Cualquiera que sea tu caso, puedes vendernos tus estanterías usadas.

Nosotros siempre estamos en constante búsqueda de estanterías de segunda mano para reponer nuestras existencias.

Y si buscas comprar otros sistemas de almacenamiento puede que tengamos lo que necesitas.

¡Compramos tus estanterías de segunda mano! ¿En qué estado están?

Sé que no es lo que esperas, pero… ¿Has pensado cómo ha sido conservada la estantería? Muchas veces comentáis que estaban sin usar, o bien en un almacén en el pueblo. Este poco mantenimiento puede deteriorar mucho las estanterías, o no.

No aceptamos cualquier cosa, pero si tienes estanterías usadas de calidad, estamos interesados ​​en echarle un vistazo. Además de inspeccionar y calcular el coste de tus estanterías, nuestro equipo se puede ocupar del desmantelamiento y del transporte desde el sitio.

Así que en el caso de que tengas un sistema que te gustaría vender, comunícate con nosotros por correo electrónico o formulario, recuerda dar detalles de las estanterías de segunda mano y de su estado. Si es posible, proporciona imágenes, esto nos ayudará mejor con nuestras decisiones. Un montador experto se comunicará contigo dentro de las 24 a 48 horas posteriores a la recepción del correo electrónico o formulario.

Cuando las estanterías industriales y las estanterías comerciales caras y de alta calidad quedan infrautilizadas o, peor aún, sin utilizar, no solo es una pérdida de espacio valioso, sino una fuente de ganancias sin explotar.

Hace décadas, quizás, era un poco impensable comprar estanterías de segunda mano… pero la cosa ha cambiado. Y ahora la compra de cosas usadas crece con fuerza tras sacudirse el estigma de estar reservado a los que tenían pocos recursos, logrando sacudirse los complejos y la etiqueta de bolsillos necesitados.

Por otra parte, este cambio también es ayudado por la creciente preocupación medioambiental de los consumidores.

También está ayudando la venta de productos de segunda mano por Internet. Y ya son muchas las plataformas que se han ido creando alrededor de esta nueva forma de venta y que, según estudios, mueve anualmente millones de euros en todo el territorio nacional.